encuestas

Sobre el problema de las martingalas: ¿cuántos sabíais la respuesta?

Pues no se sabe bien. Además, habrá quién pudiéndola haber averiguado, prefirió dejarse llevar por la intuición y errar. Pero volvamos a los hechos. Dado En un país hipotético, las familias tienen críos hasta que nace el primer varón. En un año, en promedio, nacen: — Carlos Gil Bellosta (@gilbellosta) December 10, 2017 la pregunta urgente es: ¿cuántos podrían haber conocido la respuesta? Suponiendo que el conocimiento de la respuesta es algo binarizable (¿lo es?

Predecir a los predictores por incordiar

Sirve esta entrada para hacer saber lo fundamental del trabajo de fin de master (TFM en lo que sigue) de Susana Huedo (que busca trabajo y es una chica muy sabida, aplicada y espabilada) en el CIFF. Los TFM que propongo y acabo supervisando jamás tienen vocación de criogénesis anaquélica. A Susana le sugerí un tema muy punk y con recorrido: [tratar de] predecir a los predictores. Fundamentalmente, para joder.

Me encanta la confianza torera en las encuestas

Me encanta la confianza torera en las encuestas. Ayer domingo se publicaron, que yo sepa, dos sobre lo mismo: El PSOE se atasca tras las primeras decisiones de Pedro Sánchez Sánchez impulsa al PSOE (25%) al mejor resultado desde la irrupción de Podemos Los comentarios, a la discreción del lector.

Cosas de Twitter (y encuestas)

Hoy (día en que escribo, no en que lees) se han publicado los resultados de intención electoral del CIS (los de los barómetros), de cuya cocina ha salido Esos números han producido una avalancha de comentarios en Twitter sobre la ecuanimidad del CIS. Sobre todo en el sentido de que hincha los resultados de los partidos de la derecha. Nada nuevo bajo el sol. Los datos son de la primera semana de abril, del 1 al 8.

¿Es Vd. de izquierdas o de derechas?

En una escala (de enteros) del 1 al 10, ¿cuál es el punto medio? ¿Cuál indicaría indiferencia entre ambas opciones? No, no es 5; es 5.5. Cuando el CIS, en sus barómetros, como el de abril, pregunta obtiene las respuestas en las que se aprecian fenómenos sesgantes como, por ejemplo: Toda esa gente que se define ni fú ni fá (véase el pico en el 5), va a elegir 5 pero ¿por qué no 6?

¿Dónde dejar de leer? Un caso práctico

Hay mucho por leer. El tiempo es finito y valioso. Es imperativo contar con criterios para dejar de leer. Identificar señales tempranas que indiquen que no merece la pena seguir. Generalmente, porque te están tratando de vender una moto. En una de las primeras diapositivas de la VIII Encuesta de Percepción de la Ciencia realizado por la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (Fecyt) se muestran las respuestas a la siguiente pregunta:

La tierra gira alrededor del sol, sí, pero... ¿cuánta gente lo sabe?

Pues según la VIII Encuesta de Percepción de la Ciencia realizado por la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (Fecyt), el 88.3% de los españoles (mayores de cierta edad y tal, supongo). Así lo recogen los medios que podéis consultar al respecto. Pero, ¿de acuerdo con los muy escépticos y bien informados lectores de esta página? No, a este selecto grupúsculo de irreductibles carpetovetones no nos van a engañar con unas sumitas de Excel.

Tres grandes problemas que ocupan pero, según el CIS, no preocupan

Plañe el periodista porque dizque hay tres graves problemas que, a pesar de lo que ocupan (en los medios), a la hora del CIS, no preocupan. Aggiorno una vieja entrada para ver, por ejemplo, cómo ha variado en los últimos años la preocupación de los encuestados por el CIS acerca de uno de los tres graves problemas: De hecho, el porcentaje que se muestra indica la proporción de los encuestados que mencionaron el asunto como uno de los tres principales problemas de España.

Escribid a ley de Stamp en un papelito y pegadla en el espejo

Esta página me conduce a esta otra en la que, aparte de revelar su la autoría, nos informa de que la cita The government are very keen on amassing statistics. They collect them, add them, raise them to the nth power, take the cube root and prepare wonderful diagrams. But you must never forget that every one of these figures comes in the first instance from the chowky dar [village watchman in India], who just puts down what he damn pleases.

Pesadumbre e incertidumbre desencadenadas

Hoy escribo afectado por un derrame de pesadumbre. Pero esa es solo una opinión que igual no importa nadie. Estas del 8 de noviembre han sido las elecciones en que menos y que más caso he hecho de las encuestas electorales. Cansado del cada vez más monótono ciclo de que se publican encuestas electorales llegan las elecciones y el resultado no se parece en nada a lo dibujado por ellas y se reitera el mismo blablablá (en latín se dice excusatio non petita) que unos meses antes he decidido esta vez dejar de prestar atención a algo que, se ha visto, no ha sido sino ruido.

Encuestas electorales: una propuesta

No estoy muy al tanto de la regulación que afecta a la confección de encuestas electorales. Me consta la existencia de algunas normas, como la prohibición de publicarlas durante los últimos días de la campaña. No sé si fiarme de mi memoria a la hora de añadir alguna relativa a cuestiones técnicas, como la de que vayan acompañadas de una ficha metodológica. Pero, y aunque sea alérgico a la regulación en general, me atrevo a apuntar una modificación que podría tener sus méritos.

Gestión de la mendacidad encuestoelectoral: los números

Continuando con la entrada anterior, ahora, números. Primero, el planteamiento (cuatro partidos, etc.): probs <- c(4, 3, 2, 1) probs <- probs / sum(probs) partidos <- letters[1:length(probs)] Nos hará falta más adelante library(plyr) library(rstan) library(ggplot2) library(reshape2) Sigo con el proceso de muestreo. Reitero: cada encuestador enseña al encuestado una tarjeta al azar donde aparece el nombre de dos partidos y le pregunta si ha votado (o piensa votar) a alguno de ellos.